Blog

¿Qué aprendimos de los 60 días de campaña en Kickstarter?

Por: Daniel Mendoza Recuerdo que cuando le comenté a Pilar la idea de fondear el documental en Kickstarter me vio con extrañeza y posiblemente me creyó loco, pero después de convencerla y contarle como podíamos reunir los 60 mil pesos mexicanos que necesitábamos; accedió y nos sentamos a investigar toda la documentación de Kickstater para poder hacer nuestra campaña.

Y fue ahí cuando entendimos que nos enfrentábamos ha algo muy complicado pero no difícil de hacer y prueba de ello es que logramos reunir $48,800 MX de 40,000 que buscábamos fondear en un inicio. Pero dentro de esos 60 días hay toda una experiencia.

Antes que nada me gustaría resumir que es Kickstarter: Es una de las plataformas más importantes de crowdfunding a nivel internacional, se basa en el principio básico de: Tengo una idea, la publico y se la cuento al mundo para que ellos fondeen mi proyecto y a cambio de ello yo pueda hacer realidad el proyecto. No obstante hay un intercambio, ya que al fondear el proyecto el fondeador recibe una recompensa a cambio.

Ahora bien, Pily y yo no teníamos idea de como hacer una campaña en Kickstarter, nunca en la vida habíamos hecho una recolección de fondos y más en esta plataforma digital. Por lo que tuvimos que investigar por nuestra propia cuenta como hacerlo. Leímos las políticas de Kickstarter, sus tutoriales, la documentación e hicimos mil cuentas. Lo que nos llevó a obtener un análisis de nuestra situación y saber como podríamos cumplir nuestra meta de fondear 40 mil pesos mexicanos. Una vez obtenido ese conocimiento, lanzamos nuestra campaña esa noche del 19 de junio de 2017. Pero el aprendizaje no se detuvo ahí, continuó por más de 60 días.

De seguro en este momento piensas: “Genial, de seguro las donaciones cayeron en sus manos en un dos por tres” No, las donaciones o contribuciones no cayeron en cuestión de minutos. Primero tuvimos que hacer una pre-campaña en redes sociales y contarle a la gente nuestro proyecto; para que así cuando lanzáramos la campaña en Kickstarter la gente ya lo conociera y comenzara a donar. Sin embargo aun así con esto las donaciones fueron llegando lentamente los primeros días. Recuerdo que en las primeras horas del primer día una amiga cercana financió los primeros $50 MX. Y hubo días en los que no caía nada y el tiempo avanzaba sin parar. Solo teníamos 60 días para financiar el proyecto, los cuales son el máximo de días disponibles en Kickstarter para llegar a nuestra meta, sino llegábamos a la meta en el día 60 todo el dinero recaudado se regresaba a los fondeadores y no recibiríamos nada a cambio. Sí, vivimos muchas situaciones de estrés, angustia y desesperación, pero sin duda no dejábamos de esforzarnos.

Bien, pues durante los 60 días o más, bombardeamos las redes sociales con publicidad acerca de nuestra campaña en Kickstarter, lo cual nos ayudó mucho porque no solo amigos y familiares nos comenzaron a seguir, sino también hubo personas de Sola de Vega, Oaxaca, Puebla, CDMX e incluso de otros países que nos siguieron en redes sociales y apoyaron en la plataforma. Incluso el festival de cine: Oaxaca FilmFest nos encontró y ayudó en la difusión de nuestro proyecto. De la misma forma medios periodísticos como: Manatí y Oaxaca tiene cultura, nos entrevistaron y ayudaron en esta difusión.

Aun que no lo parezca el boca en boca, las redes sociales y la prensa ayudan demasiado en la elaboración y difusión de una campaña de crowdfunding. Pero también uno tiene que hacer un gran esfuerzo y no detenerse ningún momento. Siempre hay que tener los pies en la tierra y pensar positivamente sin dejar de ser objetivos. Si alguna vez piensan hacer una campaña de este tipo les recomiendo que sean pacientes, sean conscientes y nunca se confíen de que el dinero llegará a ustedes en un dos por tres, porque realmente no es así. Tienen que esforzarse y no solamente quedarse sentados enfrente de la computadora con la página de Kickstarter delante de sus ojos, sino que también tienen que salir a las calles y hablarle a las personas de su proyecto, conseguir reuniones, hacer presentaciones del proyecto e incluso la gente de Kickstarter recomienda hacer fiestas. Porque lo más importante para promover tu campaña es que hacer que la gente te conozca y conozca tu proyecto. Y es cierto, la mayor parte del dinero que recaudamos llegó a gracias a este tipo de acciones. En conclusión, aprendimos mucho de como hacer una campaña en Kickstarter y sabemos que no es algo sencillo y el riesgo de perderlo todo siempre esta presente, pero la satisfacción de que logramos nuestra meta, y todavía la sobrepasamos con un 22% extra, nos deja muy felices porque nos abre el panorama de como es el mundo profesional allá afuera de nuestra universidad.

Read 362 times